VIOLENCIA ESTATAL, RESISTENCIA Y BOGAS.

En enero de 2016, a pocos días de iniciado el gobierno de Cambiemos, desde el Cepoc propusimos construir un Registro de Casos de Violencia Estatal, frente a la catarata de casos que nos iban llegando o que veíamos en las redes sociales, de ejercicio de violencia estatal. Desde impedir a personas que llevaran puestas remeras con la cara de Cristina Fernández de Kirchner atravezar la Plaza de Mayo, hasta detener ilegalmente en medio de razzias con la excusa de verificar la identidad. Desde el fallo Vera, con el que el Tribunal Superior de Justicia de la CABA justificó e accionar policial, hasta la represión brutal a una murga infantil por parte de la Gendarmería. Desde la persecución política a movimientos sociales, y la detención ilegal de Milagro Sala, presa PEP (presa a disposición del Estado Provincial, cruel remedo de los presos PEN de la Dictadura), hasta la derogación de leyes por decretos, y el dinamitamiento de políticas de protección de derechos. 

Creamos, entonces, el Registro de Casos de Violencia Estatal, junto con la Liga Argentina por los Derechos del Hombre y la Asociación de Familiares de Detenidos. Produjimos dos informes, en el que intentamos mostrar, a partir de los casos publicados por los medios de comunicación, el aumento de la represión estatal. 

Eso puede verse aquí: hhttps://www.facebook.com/ReCaVe2016/

El año 2017 comenzó con nuestra participación en la creación de la Red Argentina No Baja, para oponernos al nuevo intento del gobierno de bajar la edad de punibilidad, como parte de su política represiva. Construimos la Red, viajamos por todo el país, dijimos una y otra vez #NoALaBaja. Eso puede verse en este blog, y aquí: https://www.facebook.com/argentinanobaja/


Como producto de todo ese trabajo, nos reunimos varias veces en el ámbito de la Legislatura de la CABA, convocadxs por legisladorxs, para discutir sobre el mejor modo de resistir la violencia estatal. En ese ámbito, conformamos el Foro Contra la Violencia Institucional. 

El 3 de setiembre estuvimos en Tribunales de Comodoro Py, acompañando a lxs detenidos de la Marcha por la Aparición con Vida de Santiago Maldonado. Nos encontramos con abogados y abogadas de todas las edades y de todas las miradas sobre el mundo, con un piso común: oponernos a la represión estatal. 





Trabajamos jurídicamente contra la absurda imputación de intimidación pública y atentado y resistencia a la autoridad con la que el juez federal Martínez de Giorgi procesó a 22 personas, fuimos a audiencia oral ante la Sala II de la Cámara Federal, y logramos el desprocesamiento de todxs lxs procesados con respecto a la figura de intimidación pública, quedando firme solo en dos casos la imputación leve de atentado y resistencia a la autoridad.  

Algo de eso se contó aquí: https://www.pagina12.com.ar/78488-el-cuento-del-cuadernito

Y el jueves 14 de diciembre volvimos a recorrer comisarías y juzgados, para atender a lxs 44 detenidos en el marco de otra cacería post movilización para oponernos, decenas de miles, al saqueo contra jubiladxs, niñxs y adolescentes que cobran la Asignación Universal por Hijo, ex combatientes y discapacitadxs. 

Otra vez fuimos muchos y muchas. Desde el Cepoc, Denise Feldman y yo; y de diversos colectivos de abogadxs, y de organismos públicos, quienes hicimos muchas cosas: presentar un Hábeas Corpus preventivo, junto con ATE Capital; construir redes con teléfonos que difundimos por todos lados; pelear con funcionarios policiales y judiciales para que nos brinden datos precisos; organizar la información; elaborar pedidos de excarcelación conjuntos; acompañar en las indagatorias. 







Algo de eso se cuenta aquí: http://www.elcohetealaluna.com/abogados-organizados-contra-la-caceria/ y aquí: https://www.pagina12.com.ar/83130-cronica-de-una-serie-de-detenciones-al-voleo

Y también, en mi caso, visitar detenidxs en el Edificio Centinela de Gendarmería, el viernes 15, junto con el compañero del Foro y del Colectivo de Abogados Populares Mariano Przybylski.

Cuando salíamos de Py vimos llegar a Nora Cortiñas, que iba a entrevistarse con Bonadío, y cuando llegamos al Edificio Centinela, vimos salir en silla de ruedas a Hebe, después de entrevistarse con lxs detenidxs.






Allí, en el Edificio Centinela, encontramos a 14 personas privadas de su libertad por haber ido a manifestar, o por pasar por ahí, o por vivir en la calle. Lo que sigue son las notas que tomé, un poco a las apuradas, a esas 14 personas, todas imputadas de "intimidación pública" (otra vez!) y de "resistencia a la autoridad" (una autoridad brutal y que salió a la caza de manifestantes o transeúntes, para cubrir una cuota de detenciones), algunas ya liberadas (mientras escribo esta crónica, sábado 16/12 a las 12 del mediodía, otras que están siendo indagadas en este momento. Transcribo de modo textual, a partir de los registros en mi agenda:  




1- J. M., varón (38) Callao y Mitre. Iba con la bandeja de Coca Cola, me meten en un camión de Gendarmería, me pegaron adentro. "Negros de mierda, los vamos a matar". 
2- E. S. R., varón (19) Iba con un amigo que estaba filmando, le estaban pegando a una señora, les dije que cómo le pueden pegar así, me sacan de ahí, y después me vienen a buscar y me dicen "vos tiraste botellas".
3- M. M. C., varón (38) Vivo en la calle. Dejé a mi mujer y mis hijos en Callao y Corrientes, nosotros vivimos ahí, y fui al Mc Donalds a pedir un vaso de gaseosa. Me arrestaron, me pegaron tres trompadas, una patada en la boca, me lastimaron el pie. (comentan: un gendarme vino a jactarse, ayer: "viste cómo te rebotaba la cabeza. No tienen identificación)
4- O. B., varón (48): me acerqué a ver qué pasaba, me tiraron gas pimienta, me metieron en el camión. 
5- M.E.C.D.B.M., mujer (30). Estaba filmando para "Mundo Villa". Allí me detuvieron. 
6- C. W., mujer (21) Estaba mirando, llevaba un cartel. Me metieron en el camión. Vino un gendarme y me pegó un "cortito" en la cara: "a vos te dije que te quedes pilla". Me hizo rebotar la cabeza. 
7- V. H. A., mujer (23) Vivo a una cuadra del Congreso, sobre Rivadavia. Me levanté a las 13.30, quise salir, no me dejaban pasar. Me agarró un ataque de pánico, yo no puedo estar sola, llamé a mi novio, como no me podía comunicar, me fui a casa de un amigo. Me vino a buscar mi novio, y a las 17 nos quisimos volver a casa caminando. Puse un limón y un pañuelo en el morral, por los gases. Mientras volvíamos vimos cómo un gendarme le tiraba gas pimienta a una persona, me acerqué a darle limón, salimos corriendo, vi cómo a mi novio lo golpeaban, lo estaban asfixiando y pegando. Nos detuvieron a los dos. 
8- F.M.R., varón (28) novio de V., que no podía salir de su casa por los vallados, y él no podía llegar. Hubo una encerrona. Nos hicieron firmar un acta en la que decía que en la manifestación había personas encapuchadas tirando piedras. 
9- D.N.B., mujer (25) sale del subte, luego de volver del trabajo. Vienen gendarmes a contramano, la detienen, manosean y golpean. 
10- R.D.M., varón (48) sale de trabajar, ve lo que pasa en FB, llega hasta Callao, ve al diputado Horacio Pietragalla, se queda parado mirando, llegan 10/12 gendarmes, veo cómo le pegan a un pibe en situación de calle, me agarran del cuello y me llevan. Veo cómo le siguen pegando al pibe, lloraba. Después vino un gendarme y decía "dónde está el llorón mariquita?", y le pegaron patadas. 
11- O.R.P., varón (45) (Está en silla de ruedas, como consecuencia de los golpes) En Callao y B. Mitre le pisan la rodilla, le sacan la rodilla de lugar, y luego se acomoda y es el dolor más grande que tuve en la vida. Muestra las muñecas lastimadas. 
12- A.G., varón (32) Baja a las 17.45 del subte en Sáenz Peña. Lo detienen y golpean (muestra un tajo profundo en el brazo, que le hicieron por arrastrarlo por el piso donde habí vidrios)
13- J.M., varón (35) Vive en la calle. Cruzaba Mitre y Callao, me llevaron cuando iba a Plaza Congreso a buscar comida. 
14- P.S., varón. No llegamos a entrevistarlo porque estaba en visita y luego fue requerido por el Juzgado. Fue indagado y liberado. 


Todxs fueron detenidos entre 18 y 18.30 en la zona de Callao y Bartolomé Mitre. Varixs con golpes visibles en cara, brazos, piernas, espalda. 
Todxs relataron diversas formas de maltrato al momento de la detención, incluyendo el traslado en un camión en el que se dejó la puerta abierta, quizá invitando a una "fuga" que ningunx intentó. Golpes, insultos, amenazas, acusaciones ("a ver si me puteás ahora, a ver si te la bancás", etc)

Los relatos se parecen a lxs que realizan lxs presxs llamados "comunes", y que escuchamos cada vez que entrevistamos personas detenidas: los momentos más duros, y donde se aplican prácticas compatibles con la definición de malos tratos y torturas, son los de la detención. Allí se trompea, se asfixia, se patea, se pisa, se amenaza. Y todo eso no es controlado. Allí debería estar presente el Mecanismo Nacional de Prevención de la Tortura. Vimos algunxs funcionarios de la Defensoría del Pueblo de la CABA y de la Procuración Penitenciaria pero no alcanza, y en tanto hay actuación de fuerzas federales, es el Mecanismo Nacional el que debe y puede entrar en acción. 

Mucho por hacer y por aprender todavía.
Orgullo y deseo de compartir lo que hicimos hasta ahora. 
Agradecimiento eterno a quienes acompañan de todos los modos. 

Y una canción:

https://www.youtube.com/watch?v=DHJ3rI-fNxs

Buenos Aires, 16 de diciembre de 2017, a 35 años de la Marcha de la Multipartidaria. 




Claudia Cesaroni.
Abogada.
Integrante del CEPOC, la Red Argentina No Baja y el Foro contra la Violencia Institucional 



TE LO DECIMOS DE TODOS LOS MODOS POSIBLES: #NOALABAJA

En el CEPOC venimos diciendo #NoALaBaja desde hace años.
Aquí pueden ver todos nuestros artículos: 

Desde hace seis meses, integramos la Red Argentina No Baja, y junto con otras organizaciones sociales, políticas, gremiales, estudiantiles, decimos lo mismo: #NoALaBaja.

Ayer, en la presentación de un documento sobre la adolescencia en la Argentina, y la despedida de la representante de Unicef en nuestro país, Florence Bauer, en este documento, y en sus palabras, volvieron a decir: #NoALaBaja.







A ver si entienden.
Y si no lo entienden, no permitamos que avancen, por favor.